Halloween


Halloween

Tradición Celta. La palabra “Halloween” es una derivación  escocesa de la expresión anglosajona “All Hallows’ Even”  o  “All Hallows’ Eve” y significa: Víspera de todos los Santos.  Su primera referencia data del siglo XVI.

Halloween deriva de irlandés antiguo. Hace alusión a la festividad céltica conocida como Samhaín.
Samen era la diosa Luna, por ello en la antigua Irlanda por esos días se promovían buenos deseos diciendo –“Que las bendiciones de Samen (la Luna) y Bel (el Sol) estén contigo”.-

Samhaín significa el final de la temporada de cosechas dando paso al Año nuevo celta donde comenzaba con la estación oscura.

Para los celtas, Samhaín era el momento del año que se situaba entre el otoño y el invierno.
Simbolizando la muerte y la resurrección.

El Samhaín entonces se convertía en el periodo donde se hacía un conteo o  balance de la agricultura y la ganadería, en el que se acopiaban alimentos para afrontar el invierno.

Ya desde un día antes de la llegada del año nuevo, a modo de festejo el 31 de octubre o sea la última noche del calendario anual, se encendían enormes hogueras en cada casa para atraer la luz espiritual (o Belenus) en protección a la  posible amenaza de los espíritus de difuntos errantes. Los antiguos celtas creían que esa fecha, se abrían portales, acercando los dos  mundos; el de los vivos y el de los muertos. Por eso, lanzaban en estas fogatas  a modo de ofrenda los huesos de los animales utilizados en la conmemoración.

El Samhaín permite que los espíritus de los ancestros deambulen por el mundo físico y se acerquen a enseñar y proteger a su descendencia,  ya que también este día pueden cruzar el portal espíritus malignos.
Por ello es que se acostumbraba a que a los espíritus de familiares se los homenajearan, y a los espíritus dañinos se los espantaba.

Es entonces que la Festividad del Samhaín o Fiesta de los muertos se impregna de magia mística y se va transformando de a poco en la Noche de brujas, dado que se les atribuye a los hechiceros la práctica puntual de la brujería en estos días beneficiándose del enlace entre los mundos y sus espíritus.

El uso de máscaras y trajes, obedecen a la necesidad de defenderse y ahuyentar a los espíritus malévolos.

Tradición romana. El día 1 de noviembre en Roma se celebraba, el festival en honor a la Diosa menor Pomona, esta diosa se relacionaba con la abundancia la floración en los árboles frutales, los jardines floridos y las huertas.
Pomona como era la diosa encargada de la floración de los árboles, estaba en directa oposición a los campos y las cosecha.

Pero la expansión romana sobre los imperios celtas hizo que la herencia romana y la celta se fueran fusionando de modo natural y con ello la ceremonia de Pomona con la de Samhaín.

Surgiendo así un agasajo que comienza los últimos días de octubre y se extiende en los primeros días de noviembre. Esta festividad conocida como la Fiesta de la cosecha, mezcla ambas celebraciones.

Tradición Cristiana. En una época medieval donde dominaban los ritos de orden pagano el Papa Gregorio III en un intento de poner orden, trasladada del 13 de mayo al 1 de noviembre el Día de Todos los Santos. Mientras que el Papa Gregorio IV, constituyó la festividad como universal.
Es decir la Iglesia Católica cristianizó el Samhaín.
Por tal motivo el 1 de noviembre en el precepto cristiano se recuerda a aquellos Santos que no disponen de un día particular en el calendario litúrgico y además es el momento donde se los honra a todos los santos juntos y se recuerda a todos los difuntos ascendidos.
>>leer mas
 

Por Rosana Garcia Torrelles.
luzaura.blogspot.com.ar


Halloween: una fiesta astronómica, astrológica y pagana
Halloween, además de ser una derivación moderna de Samhain,

la fiesta sagrada de los antiguos celtas y druidas en Gran Bretaña,
es también un día de cruce de cuartos, que es probablemente el por qué de esta celebración.

Tarjeta de Halloween, de John Winsch1912. El texto dice

Samhain, Halloween o el año nuevo de las brujas
El Samhain es uno de los cuatro festivales estacionales gaélicos, junto a Imbolc, Beltane y Lughnasadh, que celebraban los paganos y wiccanos.
Es el tercero y último festival de la cosecha y se celebra desde el atardecer del 31 de Octubre hasta el atardecer el 1 de Noviembre, casi a medio camino entre el equinoccio de Otoño y el solsticio de Invierno.
Algunos paganos modernos consideran el 31 de Octubre el día del “año nuevo de las brujas“, los rituales que rodean Samhain incluyen hogueras, curación, baile, acción de Gracias y honor a los muertos.
Se considera un tiempo liminar (relativo al umbral o a la entrada), cuando crece el fino velo entre la vida y la muerte y es uno de los festivales originales detrás de lo que conocemos como Halloween.

Algunas de las tradiciones más comunes de Halloween están arraigadas en las raíces de la fiesta de la vendimia de Samhain, tales como el tallado de las calabazas y el juego de las manzanas flotando en el agua.

Algunos lo celebran con un ritual para guiar la muerte en las casas, abriendo una puerta o una ventana orientada hacia el oeste y colocando una vela. Se dice que este día los espíritus de los muertos vagan desde el atardecer hasta la medianoche.
Después de la medianoche del 1º de Noviembre, lo que ahora llamamos el Día de Todos los Santos, los fantasmas vuelven de nuevo a descansar.
>> leer articulo completo en www.labuenaastrologia.com

Amada Dorta Cerpa
www.labuenaastrologia.com

Comentarios cerrados.