Halloween

 

La palabra “Halloween” es una derivación escocesa
de la expresión anglosajona “All Hallows’ Even” o “All Hallows’ Eve”
y significa: Víspera de todos los Santos.
Su primera referencia data del siglo XVI.

Tradición Celta.

Halloween deriva de irlandés antiguo. Hace alusión a la festividad céltica conocida como Samhaín. Samen era la diosa Luna, por ello en la antigua Irlanda por esos días se promovían buenos deseos diciendo:

“Que las bendiciones de Samen (la Luna) y Bel (el Sol) estén contigo”.

Samhaín significa el final de la temporada de cosechas dando paso al Año nuevo celta donde comenzaba con la estación oscura.
Para los celtas, Samhaín era el momento del año que se situaba entre el otoño y el invierno. Simbolizando la muerte y la resurrección.
El Samhaín entonces se convertía en el periodo donde se hacía un conteo o balance de la agricultura y la ganadería, en el que se acopiaban alimentos para afrontar el invierno.

Ya desde un día antes de la llegada del año nuevo, a modo de festejo el 31 de octubre o sea la última noche del calendario anual, se encendían enormes hogueras en cada casa para atraer la luz espiritual (o Belenus) en protección a la posible amenaza de los espíritus de difuntos errantes.

Imagen relacionada

Los antiguos celtas creían que esa fecha, se abrían portales, acercando los dos mundos; el de los vivos y el de los muertos. Por eso, lanzaban en estas fogatas a modo de ofrenda los huesos de los animales utilizados en la conmemoración.
El Samhaín permite que los espíritus de los ancestros deambulen por el mundo físico y se acerquen a enseñar y proteger a su descendencia, ya que también este día pueden cruzar el portal espíritus malignos.

Por ello es que se acostumbraba a que a los espíritus de familiares se los homenajearan, y a los espíritus dañinos se los espantaba.
Es entonces que la Festividad del Samhaín o Fiesta de los muertos se impregna de magia mística y se va transformando de a poco en la Noche de brujas, dado que se les atribuye a los hechiceros la práctica puntual de la brujería en estos días beneficiándose del enlace entre los mundos y sus espíritus.
El uso de máscaras y trajes, obedecen a la necesidad de defenderse y ahuyentar a los espíritus malévolos.

Tradición romana.

El día 1 de noviembre en Roma se celebraba, el festival en honor a la Diosa menor Pomona, esta diosa se relacionaba con la abundancia la floración en los árboles frutales, los jardines floridos y las huertas. Pomona como era la diosa encargada de la floración de los árboles, estaba en directa oposición a los campos y las cosecha.
Pero la expansión romana sobre los imperios celtas hizo que la herencia romana y la celta se fueran fusionando de modo natural y con ello la ceremonia de Pomona con la de Samhaín.
Surgiendo así un agasajo que comienza los últimos días de octubre y se extiende en los primeros días de noviembre. Esta festividad conocida como la Fiesta de la cosecha, mezcla ambas celebraciones.

Tradición Cristiana.

En una época medieval donde dominaban los ritos de orden pagano el Papa Gregorio III en un intento de poner orden, trasladada del 13 de mayo al 1 de noviembre el Día de Todos los Santos. Mientras que el Papa Gregorio IV, constituyó la festividad como universal.
Es decir la Iglesia Católica cristianizó el Samhaín.
Por tal motivo el 1 de noviembre en el precepto cristiano se recuerda a aquellos Santos que no disponen de un día particular en el calendario litúrgico y además es el momento donde se los honra a todos los santos juntos y se recuerda a todos los difuntos ascendidos.

Otras tradiciones cercanas.

La Iglesia Luterana, la ortodoxa y la anglicana, esta celebración es el domingo que precedente al Pentecostés.

Tradición en américa latina.

Un puñado de ingleses en los primeros cruces de continentes lleva consigo esta festividad Norteamérica y Canadá. Pero la gran emigración de irlandeses de 1846 fue la que definitivamente inscribió esta celebración en el colectivo del continente.
En 1921 comenzó a celebrarse mediante un desfile de Halloween en Minnesota y luego fue adquiriendo masividad.

El Día de Todos los Santos o Día de todos los Muertos según sea el lugar poseen la misma esencia.
Como toda festividad implica el consumo de alimentos y bebidas. Las bebidas de tipo rituales se usan en algunos casos promoviendo las prácticas adivinatorias aprovechando la leve brecha que hay entre los mundos.

Una costumbre escocesa fue la de usar vestiduras blancas con máscaras o simplemente usaban los rostros pintados de color negro.
En Asturias la tradición es reunirse con los ancestros en banquetes en el cementerio.
También en España, es común ir a agasajar en las tumbas a los fallecidos y llevar flores; donde luego se saborea delicias típicas.

En Guatemala, México, Perú y Colombia se celebra el Día de Todos los Muertos o De los Fieles Difuntos, aquí, se suelen ofrendar flores, y se preparan los platos favoritos de los difuntos para agasajarlos.

Imagen relacionada

Halloween en la actualidad.

El culto céltico indoeuropeo puro se fusiono con las costumbres de américa latina.

Por ser una celebración extendida a lo largo de todo el mundo, actualmente es utilizada como divertimento por los más pequeños y es aquí donde toma su mayor protagonismo.

El deambular de niños por las casas del pueblo con disfraces pintorescos de estilo fantasmal recrean el pacto entre los mundos. Y un estratégico dulce obliga a un trato, que hace eximir a cualquier persona, su casa y todos sus habitantes, de un maleficio.
Este día está representado por símbolos indiscutibles, con los colores naranja, negro y morado, las hogueras, jack-o’-lantern y las calabazas, las historias de miedo, las películas de terror, el famoso truco o trato y las bromas de asustar.

Reflexión: Las tradiciones son valores, creencias y costumbres que acarrean los pueblos a lo largo de su historia. Aunque a algunos la tradición de Halloween no les resuene o se les haya perdido entre sus memorias, la tolerancia y el no juicio son valores a cultivar estos y cada día, aunque sea por pura conexión con la unidad. >>leer mas

 

Por Rosana Garcia Torrelles – luzaura.blogspot.com.ar

 

 

Comentarios cerrados.